Cress

24.12.16


Había una vez… una joven de cabello largo y dorado que fue encerrada en una torre sin puertas ni escaleras.
Cinder, Thorne Y Wolf son los fugitivos más buscados. Juntos, planean destronar a la reina Levana y destruir su armada.
Todas sus esperanzas están puestas en Cress, una joven hacker que se encuentra atrapada en un satélite. Durante toda su vida, estuvo rodeada de pantallas, observando, espiando. Lo único con lo que siempre soñó fue con ser libre.
Y finalmente logra escapar… pero el precio que deberá pagar es más alto de lo que ella imagina. Mientras tanto, Levana está empecinada en que nada ni nadie le arruine su boda con el emperador Kai… ¿Qué será capaz de hacer con tal de cumplir su objetivo?
Drama futurista, ciencia ficción o steampunk, poco importa cómo catalogar estas CRÓNICAS LUNARES. Son únicas e imperdibles, como la justicia, la fantasía y el amor.
Este no es el cuento de hadas que tú recuerdas. Es uno que no olvidarás.
Gracias a V&R Editoras por el ejemplar

Ay, no sé por qué me cuesta reseñar los libros de Crónicas Lunares. Con Cinder y Scarlet me pasó exactamente lo mismo: los terminé y tardé un mes o más en reseñarlos. Es como que no sé qué decir, son libros (librazos) que me dejan sin palabras y me dan ganas de trompear la notebook porque me siento súper inútil a la hora de sentarme a escribir sobre este universo. Dicho esto, espero que me perdonen si hay algo fuera de lugar o alguna estupidez muy grande, porque no me puedo controlar (?)


Quiero que tengan en cuenta de que la reseña incluye spoilers de los libros anteriores (no de este).

Scarlet, el libro anterior a este, fue el primer libro que leí este año; lo empecé en diciembre del 2015 y lo terminé en enero del 2016. No me disgustó pero hasta el momento es el que menos me gustó de la saga, y es por eso que, creo, me demoré tanto en agarrar Cress. Pero lo hice. LO HICE. Y lo hamé con h porque la h representa mi amor infinito.

Terminando Scarlet habíamos conocido a Crescent, una chica con pelo rubio y muy largo que estaba encerrada desde hacía unos cuantos años en un satélite artificial lunar, inspirada, obviamente, en Rapunzel. Aquí nos enteramos (y tranquis, que no es spoiler) que cada cierto tiempo una taumaturga que nosotros ya conocemos se da un paseíto y le deja provisiones y agua para cierto tiempo, entre otras cosas. Así, la pobre Cress desde muy chica se crió sola y sólo con un sistema operativo que hizo con su voz de pequeña como compañía, viendo novelas y escuchando música de la Tierra.

También tenemos al equipo de siempre: Cinder, Thorne, Scarlet, Wolf e Iko, que están en la Rampion viendo qué hacer (?). ¿Cómo van a impedir el casamiento de Kai y Levana? ¿Cómo va a coronarse Cinder como la legítima heredera de Luna? ¿Cómo, con todo lo anterior, van a evitar que Levana destruya la Tierra en un ataque de ira?

Este libro tiene una característica particular: todo es acción. Cuando practican lucha, hay acción. Cuando pelean de verdad, hay acción. Cuando están sentados planeando cómo van a hacer qué cosa, hay acción. TODO EL TIEMPO HAY ACCIÓN. Porque si no están haciendo algo que encajaría perfecto con una peli de acción a lo Tom Cruise, entonces hay otro tipo de acción. Se genera una ambientación en donde sabés que algo va a pasar, aunque no sabés cómo ni cuándo ni dónde ni por qué. Pero la ambientación de Meyer-- ay, no, pará; digo Meyer y pienso en Stephenie *shivers*. Marissa, mejor. Marissa supera a todo y a todos; la hamo con h.

Me sorprendió el crecimiento de los personajes durante estas páginas. Todos van cambiando de a poco, pasito a pasito, y este libro da cuenta de ello. Cinder por fin acepta quién es en realidad y se da cuenta de lo que tiene que hacer (y sacrificar) para derrotar a Levana. Kai comprende lo mucho que tiene que dejar atrás para casarse con Levana y así evitar una guerra. Cress entiende por fin cuál es su objetivo en esta vida. Thorne dándose cuenta de que ser malo quizás no es aquello por lo que nació.

Hablando de Thorne... lo amo. Mucho. Es de mis personajes favoritos de toda la vida, y durante este libro brilló; creo que él y Cress (pero sobre todo él) se robaron the spotlight: si bien todos tienen un gran protagonismo (quizás Wolf y Scarlet no tanto), creo que este dúo se lleva todos los aplausos. Inteligentes, ocurrentes, divertidos y hasta absurdos, las escenas en las que los dos interactuaban eran mis favoritas.

Hablando con otros lectores de la saga (y mejor: con otros que en ese momento también estaban leyendo Cress), la mayoría estaba de acuerdo con que este era su favorito, o al menos el mejor de la saga. No puedo esperar a leer Winter (y Fairest y Stars Above), pero sin dudas, hasta el momento, es el que más disfruté. Cinder estuvo genial. Scarlet estuvo meh. Cress estuvo espectacular. Veremos cómo sigue esta historia... porque Winter como personaje promete muchísimo. Parece estar medio (muy) chapita, así que no puedo esperar a leer más de sus flasheadas.

Also, Levana. Sorry guys pero Levana es mi bae. Alta villana. Me gusta mucho lo psicopateadora que es. Marabishoza. No puedo esperar a tener Fairest conmigo, mhm.

Para resumir, Cress es un libro con personajes increíbles, acción constante y adicción: si bien al principio me costó engancharme por los parciales de la facu, después lo agarré y liquidé 200+ páginas en un día. Saga recomendada para todos, increíble para comenzar con los retellings y para tirarle besitos a la distancia a Marissa cuando la veas y tirarle un corpiño cual fan de Sandro (?)

3 comentarios:

  1. Hola^`
    Por una parte quiero empezar a leer esta saga, pero por otra, la verdad es que creo que no me vana gustar y no me animo...
    Me alegra de que a ti te gusten tanto.
    Nos leemos =)

    ResponderEliminar
  2. Seems amazing, thanks for sharing dear :D
    Great blog! I'm following you! Follow back?*
    http://omundodajesse.blogspot.pt/

    ResponderEliminar
  3. Oh diooos! *-* Otro libro que quiero....Son demasiado T.T

    Me arruinaré.

    Me encanta esta saga y me has dejado con muchas ganas!

    Besos!

    ResponderEliminar

¿Algo para decir?